Atman, la vida en el no tiempo

“Cuando contemplador y contemplado se unifican en la conciencia una, nos encontramos ya en otro momento. En plenitud de sabiduría la unidad de conciencia no es presentida, anhelada o contemplada, es vivida. Allí la verdad no se comprende o se ve, la verdad se es.”

(Bhagavad Gita, com. Consuelo Martín, 2009)

 

Cuando piensas en liberarte puede ser que te venga a la cabeza el trabajo, una pareja con la que ya no hay amor, la familia, etc. Quizá pienses en buscar ayuda en disciplinas como la PNL, técnicas de inteligencia emocional, comunicación persuasiva, meditación, yoga o mindfulness; ¿pero de qué te quieres liberar? ¿de tu pasado? ¿de tu futuro?, o, ¿de tu presente determinado por ambos?

Liberarse del desasosiego que produce pensar en el porvenir de los hijos, afrontar sus gastos; la presión de mantenernos en forma, sanos, atractivos; liberarnos de la muerte, liberarnos del tiempo, de lo efímero, de ser como cualquier otro miembro de cualquier especie. Creces, te desarrollas y mueres, sin dejar rastro. El mundo será el mismo un segundo después de que hayas muerto. Liberarnos de no ser nadie, de no ser nada.

Y, si la liberación estuviera cerca y fuera posible para cualquiera que realmente necesitara y deseara vivir libre, en constante plenitud, sin miedo, sin culpa, en paz; sintiendo que es algo muy diferente a un cuerpo y a una mente, sabiendo que somos, no lo eterno, sino lo a-temporal, lo inmortal, el Ser que contempla la vida desde el no-tiempo, no-espacio, no-leyes de la Creación.

La ciencia nos ha dado un montón de leyes con las que poder estar tranquilos en nuestro pequeño cuerpo, en nuestra pequeña especie y en nuestra pequeña civilización. Pero, si bien es cierto que la ciencia, sobre todo desde el siglo XVIII, no deja de sorprendernos con su contundente “método científico”, no es menos cierto que cuando salimos de nuestro pequeño laboratorio, ya sea de prestigiosa universidad o de empresa farmacéutica, esas misma leyes no son más que intentos presuntuosos de explicar con números y fórmulas Aquello que trasciende de manera evidente esos postulados, que en definitiva sólo sirven para hacer un poco más agradable la vida en la cárcel-cuerpo, la vida en la cárcel-mente, la vida en la cárcel-sociedad.

Somos uno con el Creador, somos uno con la Energía Creadora, con Brahman, somos atemporales. El Ser que en verdad contempla como pasa la vida, incluida la nuestra, ante nuestros ojos, nunca ha nacido y nunca morirá. Somos libres. Cada instante todo comienza de nuevo, pues el pasado y el futuro son una ilusión de nuestra mente limitada por los sentidos. Somos libres pues nuestra conciencia es ilimitada. Somos libres porque somos uno con la Inteligencia Total que en cada momento se adecúa a nuestras necesidades psicofísicas.

<<La mente deja de buscar en las obras sus efectos. Comienza el camino de la unidad en la acción, el verdadero karma-yoga porque no se busca más actividad que la que el vivir presenta, y se abandona el impulso de actuar para conseguir un efecto determinado, sean ceremonias, ejercicios o técnicas psicológicas. En un movimiento espontáneo la compresión “de lo que es” desemboca en contemplación. Es un giro de la mente sobre sí misma, metanoia se ha llamado en griego en nuestra tradición. Nunca es un acto de voluntad dirigido por el caprichoso pensar. (Bhagavad Gita, com. Consuelo Martín, 2009)>>

Anuncios

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s